11/19/2018
HomeClaxonFestival Rock al Parque 2018, un grito de libertad

Festival Rock al Parque 2018, un grito de libertad

Más de 185 mil personas, provenientes de muchos rincones de Colombia y el mundo, ocuparon gran parte del gigantesco Parque Simón Bolívar para corear, bailar y poguear durante tres días con las más de 50 bandas.


Texto por: Manuela Zapata F

Fotos por: Lania Lex

Si usted ha sido uno de los asistentes al festival gratuito más importante de Latinoamérica, sabrá que este le exige a su cuerpo que guarde energía y garganta para el puente del 20 de agosto. Si aún no ha ido, prográmese desde ya para el próximo año que será la celebración de los 25 años de historia del festival, el cual se realizará el 2, 3 y 4 de noviembre.

Melenas y un mundo dark en el primer día del festival

Los fieles al género metal y sus vertientes madrugaron el sábado para ver bandas legendarias, nacionales e internacionales en los 3 escenarios del festival, las cuales tuvieron gran acogida debido a su trayectoria y renombre. 75 mil personas disfrutaron de las mejores presentaciones de agrupaciones traídas de España (Angelus Apatrida), Estados Unidos (Cattle Decapitation, Suffocation) y la meca del metal: Suecia (Dark Tranquillity, Dark Funeral). Además, las bandas nacionales Masacre y Skull celebraron su aniversario con una ovación del público.

Muchos asistentes viajaron durante horas para llegar al evento. Un grupo de amigos caleños se pusieron su mochila y llegaron desde el viernes para estar en primera fila con las bandas Dark Tranquillity, Dark Funeral, Suicide Silence. No importó el agotamiento o el hambre, cuando la adrenalina subía al poguear sus temas favoritos.

El cierre fue toda una locura, una de las bandas de Black Metal con 25 años de trayectoria, Dark Funeral, dio un espectáculo lleno de intensidad luciendo trajes, maquillaje y voces transgresoras en el escenario. Conservan un estilo muy oscuro y vanguardista, como lo describió el vocalista Lord Ahriman “melódico, agresivo y melancólico a la vez”.

Segundo día: ¿Hardcore o fusión?

El sol no dejó de brillar intensamente en la capital. Las crestas, taches, parches y los cabellos teñidos empezaron a llegar al festival. Muchos esperaban encontrar en el escenario Plaza las bandas que los harían poguear y sacudir la cabeza como Desnudos en Coma de Cali, Syracusae de Bogotá, Walls of Jericho y Suicide Silence de Estados Unidos, esta última la banda más esperada de Deathcore.

Como siempre el Rock al Parque empezó a la hora precisa, desde temprano el público eufórico, con máscaras de luchadores, gritaba en primera fila: “¡Machingon! ¡Machingon!”, la adrenalina le ganó al calor y esta agrupación mexicana hizo una gran presentación en el escenario.

Las bandas distritales no perdieron protagonismo, es más, Juliana Restrepo, directora de Ideartes, afirmó para los medios: “el balance con la participación de las bandas distritales fue muy positivo porque creemos que la rompieron. El hecho de ponerlas en el medio de los grandes invitados significó una mejor plataforma para todas ellas, ya que queríamos sus presentaciones con buen público. Los horarios nos funcionaron muy bien”.

Para este año el festival presentó un cartel multicultural y hubo variedad de géneros musicales, especialmente en el escenario Eco, el cual vibró con las bandas que vinieron desde España (Quentin Gas & Los Zíngaros), Francia (The Inspector Cluzo), Inglaterra (HMLTD) y desde Rusia (Pussy Riot).

La banda inglesa hizo una presentación musical y teatral, ya que predominó la expresión corporal. El show más controversial fue sin duda el del colectivo ruso Pussy Riot, quienes además de comenzar 20 minutos tarde, horas antes cancelaron la rueda de prensa con los medios de comunicación.

Pussy Riot, “mucho discurso y poca música”

Este grupo feminista se compone aproximadamente por 11 mujeres, entre ellas las más conocidas Nadya Tolokónnikova, Yekaterina Samutsévich y María Aliójina quienes fueron arrestadas durante 2 años luego de haber entrado a la Catedral de Cristo Salvador de Moscú y haberle cantado a la Virgen María: “hazte feminista y expulsa a Putin”.

Al tiempo que Nadya, una de las representantes de las Pussy Riot daba una presentación con un tono de voz tipo K-Pop en el Rock al Parque, otras de sus integrantes publicaron una foto en sus redes sociales agradeciendo por el gran show que daban en Edimburgo (Escocia). Esto generó gran polémica, algunos de los asistentes se ofendieron y criticaron su show con mucho discurso y poca música, tildándolas de capitalistas y eurocentristas por no haber hablado de Colombia en ninguna de sus publicaciones, sabiendo que era su primera vez en latinoamérica. Sin embargo, para los fieles al colectivo la presentación fue lo que esperaban, a pesar del restraso.

Un día histórico para el Rock al Parque

Los paisas integrantes de las bandas Militantex y NADIE dieron una presentación a la altura de los escenarios y su púbico. El Ska se tomó el Plaza con la Mojiganga, la celebración de los 30 años de Skampida y la energía de los japoneses Tokyo Ska Paradise Orchestra, quienes dejaron al público impresionado con la implacable presentación que dieron, el sonido de los instrumentos, la iluminación y el buen manejo del escenario.

La ventaja de ser artista es poder viajar con la música, tocar alrededor del mundo conservando los sonidos ancestrales y fusionarlos con nuevas propuestas. Desde Chile estuvo Chico Trujillo y Alain Johannes Trío, quienes habían tocado este año en el Lollapalooza de ese mismo país; desde España La M.O.D.A (Maravillosa Orquesta del Alcohol); Lee Ranaldo; Trio de Estados Unidos; Kadavar de Alemania, y los colombianos en el exterior: La Chiva Gantiva.

Las mujeres se empoderaron el último día del escenario Eco, desde las 2:00 de la tarde Durazno tocaba sus éxitos. Luego una presentación histórica presenció el público de Rock al Parque cuando Liniker e os Caramelows, liderado por Liniker Barros, se subió al escenario como la primera persona transgénero en tocar en el festival.

Para quienes quedaron descontentos con el show de las Pussy Riot, se fueron satisfechos con el enérgico y vibrante acto de las españolas integrantes de Bala y los bogotanos V for Volume, también liderado por una mujer. Pero la presentación que la sacó del estadio fue el performance de las mexicanas Descartes a Kant, quienes en sus sonidos y letras criticaban la industria del entretenimiento.

El cierre final del Festival Rock al Parque estuvo a cargo de Pennywise, la banda punk rock estadunidense más esperada, especialmente por los skaters. Fue así como el festival, de nuevo, fue un éxito en la organización del evento y le brindó a los asistentes un espacio de esparcimiento, emprendimiento, batalla de bandas amateur, zona de comidas y distintas experiencias dentro del Parque Simón Bolívar.

COMPARTIR EN:
Rock al Parque: la c
#Grita2018: 13 años
Calificar:
SIN COMENTARIOS

COMENTAR

*