FICMA: Una perspectiva estética al conflicto armado en Colombia

2 Septiembre, 2016 by Paula Vasquez

Bajo el marco del séptimo Festival Internacional de Cine de Manizales (FICMA), pudimos apreciar, entre otras cosas, películas colombianas que visibilizan aquellas guerras silenciosas, las cuales en muchas ocasiones, pasamos por alto.


Texto por: Paula Vasquez
Ilustración por: Jhon James Marin

Entre aquellas películas sobresalieron: “Las tetas de mi madre”, una película del 2015 dirigida por Carlos Zapata, la cual permite observar la problemática de la pobreza que conlleva a acciones ilegales, como la venta de drogas por parte de dos jóvenes, y los resultados tan violentos que esto desencadena, como la muerte de uno de ellos.

“Porfirio”, película del 2011 dirigida por Alejandro Landes, cuenta una historia real. En 1991 Porfirio fue víctima de dos balas perdidas, provenientes de un tiroteo entre policías, las cuales lo dejaron inválido. El gobierno de ese entonces, dirigido por el expresidente Álvaro Uribe Vélez, prometió indemnizarlo, compromiso que jamás se cumplió. Movido por la angustia y la desesperación, Porfirio en el año 2005, secuestra un avión para llamar la atención del gobierno, pero este acto lo único que le generó fue una condena de varios años en casa por cárcel.

Claramente estas dos películas tienen una fuerte connotación política, y nos muestra a esa Colombia permeada por la corrupción y la violencia. Sin embargo nos cuentan sus respectivas historias de una manera muy diferente a la acostumbrada en el cine colombiano, pues por lo general la violencia suele ser algo muy explícito en los filmes.

Las tetas de mi madre y Porfirio logran mostrarle al espectador un alto contenido poético que no se encuentra en el lenguaje, por el contrario, se encuentra en la corporalidad, en aquellos silencios prolongados que son sustituidos por las acciones de los personajes. Y es precisamente gracias a esto, que logra mostrarse la violencia de un país, sin necesidad de mostrar un lenguaje explícito o hacer de ello el centro del filme.

En esta versión del FICMA fui en busca de algo: ¿Qué nos podía decir el cine colombiano con respecto a estos años de conflicto? Y ¿Qué nos podía decir ahora, en este momento histórico que estamos viviendo, sobre el fin de la lucha armada entre las FARC y el gobierno?

Para el primer cuestionamiento, hubo respuesta. De lo que se ha encargado el cine colombiano en general, es de contarnos las historias de aquellos personajes que han sido afectados por la belicosidad preponderante en nuestro país; sin embargo, no nos ofrece esas respuestas que a veces solemos buscar. Nos ofrece una perspectiva, la historia de Porfirio por ejemplo, nos invita a pensar y comprender que hay algo más allá de aquellas sentencias que todos los días escuchamos o leemos en las noticias y parecen estar vacías, como si tras de ellas no hubiese nada, pero en realidad  hay vidas destruidas y personas que pese a todo tienen una esperanza.

Para la segunda pregunta podemos percatarnos que estamos en un proceso de construcción, empezando una nueva etapa en donde debemos pensar qué hacer con aquellos imaginarios que nos ofrece el fin de la lucha armada más grande que hemos sufrido: reconciliación y paz.  Pero sobre todo reconciliación, ya que se hace imposible hablar de paz, debido a que una sociedad no puede existir sin conflicto (teniendo en cuenta que siempre surgirá la oposición o el desacuerdo entre personas), tal vez la paz solo puede lograse una vez ha cesado la vida, es decir, una paz de los sepulcros.

Estos espacios como el FICMA, la Feria del Libro y el Festival Internacional de Teatro, nos dan una lectura distinta sobre lo que aconteció y lo que comienza a ocurrir en el país. Las prácticas estéticas y narrativas se encargan de ahondar en aquello que nos presenta de una forma general el marco institucional, haciéndonos conflictuar y reflexionar sobre aquellas guerras silenciosas y personas invisibilizadas.

ESCRITO POR Paula Vasquez
Pienso que a través de las letras y de muchas otras expresiones artísticas, se puede alcanzar una comprensión diferente de todo lo que nos rodea.
DEJA UN COMENTARIO

*

2 COMENTARIOS
  • 7 Octubre, 2016 / Responder

    A quien corresponda, a los responsables de la publicacion y al autor Paula Vasquez y al ilustrador John James Marin:
    Estan Uds. usando la imagen del logotipo y nombre del Festival Internacional de Cine de Medio Ambiente (FiCMA) y no del Festival de Cine de Manizales, sin autorizacion de nuestro cliente, vulnerando flagrantemente lel derecho de autor de la imagen y los derechos de propiedad intelectual.
    Por lo expuesto y considerando esta publicacion como prueba de la comision de un delito y que, a traves de este mensaje quedan avisados, le sugerimos y solicitamos el inmediato retiro, poniendo en sus conocimientos que nos reservamos el derecho de iniciar las acciones legales correspondientes y de solicitar una reparacion economica.
    Muchas gracias, atentamente

    Equipo Juridico del FiCMA
    Mas informacion: http:/:www.ficma.com

    • 8 Octubre, 2016 / Responder

      La Revista Alternativa produce su propio contenido, dándole libertad a sus integrantes para interpretar la información de forma gráfica, de acuerdo al contexto que es generado por el articulo que lo acompaña, entendiéndose esto, el articulo se refería a la feria internacional de cine que se realiza en la ciudad de Manizales, Colombia.
      Entendemos que en este caso, existía una similitud no solo en el nombre de los de la feria y el festival, también en algunos elementos gráficos de la ilustración que se entiende como una interpretación del artista hacia un tema definido, en este caso el FICMA (Feria Internacional de Cine de Manizales).
      Cabe decir, que no tratábamos en ningún momento de sacar provecho de su logotipo, de su marca o imagen, sin embargo retiramos las ilustraciones, y le pedimos al artista que replantee esa parte de la misma.
      Quedamos atentos a cualquier inquietud o comentario adicional acerca de nuestro trabajo, ya que como artífices y productores de contenido de carácter cultural y con el propósito de generar difusión de conocimiento, podemos compartir aspectos y escenarios para la misma.