Y entonces, ¿qué hay pa’ la cabeza?

7 Diciembre, 2016 by Andrea Gomez

Texto por: Andrea Gómez

Fotografías por: Lex Artis

Hoy podemos decir que la cultura y el deseo de intervenir en comunidades está rondando cada vez más en las esquinas de Manizales. “Qué hay pa cabeza” lo demuestra.

Cada día nos encontramos con proyectos de personas que desde su disciplina, o desde lo que han construido de su ser, desean aportar algo a la comunidad. Hoy en Manizales se gestan proyectos más humanos que van de lo pequeño a lo grande, y que paso a paso van dejando huella para una ciudad llena de personas emprendedoras por lo social.

Cuando me dijeron “Qué hay pa la cabeza” sin saber de su contenido, pensé en el dicho popular que cotidianamente se escucha en las esquinas o un fin de semana en pleno cable –y la mayoría saben a qué me refiero– , sin embargo cuando vi la imagen del evento mi prejuicio cambió por completo. Pensé en crítica, opinión, gente con cerebro, con capacidad de tomar decisiones, pensé en arte, en escritura, en difusión. Algunas cosas se me escaparon, sin embargo, no estaba tan lejos de lo que proponía.

“Cuando estábamos buscando el nombre, alguien llegó diciendo “bueno, ¿qué hay pa la cabeza?” a lo cual respondimos: ¿Cómo? no pues pa la cabeza hay cine, talleres, fotografía, literatura”.

Comentó Luis Fernando Duque, Organizador de la muestra e integrante de SábaloPro.

Un cerebro dentro de una caja de crispetas, fue como se presentó el evento: la primera muestra de vídeos comunitarios y talleres al barrio. Tuvo lugar en el sector de San José, Villa María y el Solferino durante los días 26 y 27 de noviembre de 2016. La iniciativa de este evento fue de un grupo de parceros que hace tiempo venían con la idea de hacer una muestra audiovisual comunitaria. Esos parceros del Colectivo Audiovisual SábaloPro y Comunativa Huertas Urbanas, crearon el evento con la intención de generar espacios que incentivaran la formación audiovisual, en la que niños y adultos pudiesen habitar otros espacios diferentes a los cotidianos, y reivindicar el derecho a la comunicación por medio de la realización audiovisual.

La tarea que han realizado SábaloPro y Comunativa, no se puede resumir en esta sola muestra. El trabajo ha sido de años de entrega a la comunidad, del deseo de intervenir en los más pequeños y aunque existe en San José un contexto que no se puede cambiar, se puede mostrar a partir de la práctica cómo tener otros modos de vida, comenzar a pensar de manera crítica y hacerles ver que el medio audiovisual es una buena herramienta en los roles de comunicación de una comunidad.

Muchos de los vídeos que se realizan en proyectos, sea por aspectos académicos o necesidades del mismo, se quedan ahí, en los computadores. Esa fue una de las premisas para realizar esta primera muestra: crear ventanas de exhibición para algunos proyectos que se hacen en la ciudad o en el país; otros objetivos se basaron en fortalecer la formación alternativa audiovisual y entregar herramientas para informar, denunciar y narrar historias que se dan al interior de las comunidades. Hay que alejarse de la idea de que el cine es solo lo que vemos en las salas, eso inalcanzable a lo que no podemos llegar, el cine se puede hacer desde la casa, el barrio y el parche.

Qué Hay pa la Cabeza se dividió en dos pilares: La muestras comunitarias y los talleres al barrio. En el segundo ítem hubo un taller de guión para niños, dirigido por Tatiana Londoño y Daniel Gómez, integrantes de 057 Films. El taller buscaba que los niños pudiesen crear sus propias historias, enseñarles de una forma didáctica los principios básicos del cine y sumergirlos en el mundo de la actuación.

“Qué mejor que los niños aprendan del arte del cine que promueve la paz mediante el juego y la diversión, que estar en otros espacios que los alejan de la formación. Sería muy bueno que los niños interioricen esto y lo puedan aplicar en sus vidas”.

Agregó Tatiana Londoño.

El domingo simultáneamente con el taller de guión, en la sede de Comunativa, se realizó el taller de fotografía estenopeica, dirigido por Paola Estenopeica. Durante el taller dirigido a adultos se realizaron cámaras tipo “Hágalo usted mismo” a partir de latas de cerveza, cinta y pintura, pasando por el proceso de creación hasta la práctica de tomar las fotografías y revelarlas.

Las muestras de realizaciones audiovisuales comunitarias abarcaron casi toda la programación del sábado y el domingo. Estas se proyectaron en el pabellón de plantas de la galería, Solferino, La casa de la cultura de San Jose, El teatro Tich, Comunativa y Villa María. Entre las muestras locales, nacionales y hasta internacionales, se evidenció la realización comunitaria como medio de difusión y narración de historias, de registro para las comunidades y de participación activa entre los miembros de las mismas.

Dentro de estas hubo una que me llamó especialmente la atención. El sábado en la tarde en La casa de la cultura, la muestra fue incluyente. Un grupo de personas ciegas se reunieron para ir a cine, para ver por sus oídos. Este espacio estuvo dirigido por Mauricio Cardona, quien comenzó una charla buscando una aproximación a la carencia de este sentido, y terminó llevándolos por medio de la audición a diferentes municipios de Caldas.

“Son sonidos que nos trasladan a diferentes lugares y más a nosotros, que el sonido es lo que nos traduce el mundo exterior. Normalmente tenemos acceso a los sonidos de Manizales, aquí tuvimos acceso a esos lugares y sin ir”.

Comentó Ancizar Martínez, asistente a la muestra.

De grano en grano se llega a lo grande, esta muestra fue pequeña pero fue para lo que se creó, buscó lo que quería e impactó a los que debía. Esta muestra estuvo cargada de trabajo, proyectos y sueños de quienes tuvieron la iniciativa y de las comunidades que hoy son partícipes de sus ilusiones. Más que la realización audiovisual basada en técnicas, en este espacio se recurrió a ella como una herramienta de comunicación que documenta la memoria, porque solo a partir de la memoria se puede construir un presente.

“Esto es el vídeo como esencia de memoria, un tejido de memoria”, concluyó Juan David Delgado, fundador de Comunativa, quien después agregó:

“La memoria permite que uno no se olvide de los hechos y en un futuro esos registros pueden cambiar paradigmas”.

DEJA UN COMENTARIO

*

No hay comentarios que mostrar
Se el primero en comentar