Search
Close this search box.
Search
Close this search box.
10

Dentro del Caos Controlado: Un fotógrafo en el Pogo.

Texto y fotografías por Juan David Rivera

Mientras hacía cubrimiento del Festival Grita Rock (Grita) del año 2023,  pensé en narrar el festival desde otro punto de vista, desde uno más cercano al público y ¿Qué podía ser más cercano que la emoción y adrenalina que el pogo?. Así que decidí entrar a ese ritual con cámara en mano para mostrar lo que se siente estar en medio de este baile. Aquí va mi historia:

Me encuentro en el epicentro del pogo, cámara en mano, listo para capturar la salvaje y cruda danza del Punk/Rock desde una perspectiva única. Como fotógrafo en el pogo, me sumerjo en este torbellino de emociones y movimientos para inmortalizar la pasión y la energía que emanan de esta forma de baile.

El pogo se adapta, reacciona y cambia. Estar dentro es un desafío a todos los sentidos. La música punk/rock, con su furia y frenesí, despierta una tormenta de movimiento y emoción a mi alrededor. Gritos, saltos y empujones se mezclan en un collage para los sentidos.

El Desafío del Fotógrafo en el Pogo (Guía básica para retratarlo)

El pogo es una danza intensa. Para capturarlo de manera efectiva es fundamental comprender las reglas no escritas que rigen este caos en apariencia desenfrenado. Aquí dentro mis instintos fotográficos se agudizan y la cámara se convierte en una extensión de mí mismo.

Esta oración, sumado a los puntos siguientes en los que se habla desde la experiencia personal, sugieren que esto no es tanto una «guía» sino una «reflexión». Sugiero prescindir del afán doctrinante (hablar de guía o manual de recomendaciones) y hablar exclusivamente desde esa experiencia personal, desde las sensaciones vivencias y experiencias sin pretender una objetividad.

  1. No perder el enfoque: En medio del caos, mantengo mi lente enfocada en el epicentro de la acción. Busco los rostros en éxtasis, la pasión en los ojos y la energía desbordante.
  2. El momento de apoyo: Cuando alguien cae en medio del pogo, la camaradería se manifiesta de inmediato. Mis ojos buscan ese instante de ayuda y solidaridad entre los participantes.
  3. Respetando el espacio personal: A pesar de la intensidad de la danza, nunca dejo de ser consciente del espacio personal de los demás. Esto no es un campo de batalla, es una celebración en movimiento.
  4. Las señales de la banda: la voz del vocalista y los gestos de la banda guían el flujo de la música y, por ende, el pogo. Estoy atento a cada señal, listo para ajustar mi enfoque y capturar la respuesta de la multitud.

Originado en los años 70, el pogo sigue siendo un componente vital de la cultura punk/rock y de los conciertos de rock contemporáneos. Bandas de renombre  siguen fomentando en la actualidad esta forma de baile, proporcionándome innumerables oportunidades para documentar su intensidad.

En mi papel de fotógrafo en el pogo capturo la energía cruda y la pasión desenfrenada que define al punk. Cada disparo es una instantánea de un mundo donde la música y la emoción se fusionan en una explosión  visual, congelando para siempre el espíritu del pogo en el corazón mismo del punk/rock.

{{ reviewsTotal }}{{ options.labels.singularReviewCountLabel }}
{{ reviewsTotal }}{{ options.labels.pluralReviewCountLabel }}
{{ options.labels.newReviewButton }}
{{ userData.canReview.message }}